jueves, 27 de noviembre de 2008

OTROS TIEMPOS



A veces recuerdo esos otros tiempos; soplaban vientos que se nos antojaban nuevos, aunque siempre han sido los mismos, sólo que nos abofeteaban, y los sentíamos frescos, y hasta el dolor era bueno, porque como decía un viejo maestro: "lo triste también es bonito"... y hacía comedia, ¡sí!, ¡la vida era una comedia!, el mundo se abría pidiéndonos permiso por no querer interrumpir....

Ahora tengo que pedirle permiso al mundo y es la vida la que se ríe de mí...

No eran otros tiempos... son el mismo... sólo que más viejo, más cansado y con un pesado segundero...



Nacho Hevia

16 comentarios:

Ricard dijo...

És la diferència entre els vents nous i els vents vells. Quan som joves tots són nous i quan sóm més madurs els hem de trobar la novetat, que sempre hi és

petonet

Ricard

Nacho Hevia dijo...

no hi ha diferència entre ells..son els mateixos...sempre...

petons!

terapiadepiso dijo...

Como esa frase que dice: éramos felices y no lo sabíamos.

Creo que realmente entendemos la felicidad desde el futuro nunca desde el presente.

José Roberto Coppola

Stultifer dijo...

A diferencia de la primavera, el otoño envejece.

Frederic dijo...

sóm nosaltres qui canviem i veiem les coses diferents

Nacho Hevia dijo...

TERAPIADEPISO:

Hola, José. En el presente estamos ocupados como para darnos cuenta...
Abrazo1
___________________________________

STULTIFER:

sabes? me encanta el otoño de todas maneras
___________________________________

FREDERIC:

Com gairebé sempre, la diferència de les coses sol esser la llum...
petons!

Gabriela dijo...

la conciencia del tiempo interno...suele hacernos ver a otro en el espejo...y en el alma...
El teimpo, a veces pesado otras ingrávido...
Un abrazo (desde aqui lleno de jazmines!)

Deric dijo...

Ostres, m'acabo d'adonar que al matí t'he fet el comentari des del blog "oficial"

Javier dijo...

que cierto nacho, el tiempo es siempre el mismo, el tiempo es infinito y nos atrapa en la eternidad del instante, solo que... nuestros cuerpos se desarman hacia el futuro en huesos cada vez mas flacos hasta que finalmente formamos parte del infinito y su eternidad del instante.

Excelente post, un abrazo!

Edipo/de/Tebas dijo...

Estos tiempos que hoy nos ven mas viejos, cansados y con el colosal reloj en la mochila, también serán dentro de un tiempo, otros tiempos para contar. Gira il mondo, gira.
Saludox

Anónimo dijo...

Joder qué porquería de poema, mierda, qué mierda, eres malo de cojones coño. Leete a Dylon Thomas, coño, o a Rimbaud, joder. Qué malo eres.

Nacho Hevia dijo...

GABRIELA:

Gracias por ese trozo de jardín!
Besos!
___________________________________

JAVIER:

gracias, Javier. Eso es lo que me/nos salva, la eternidad e infinito de nuestros gestos (por muy pesados que sean estos)
un fuerte abrazo!
___________________________________

EDIPO DE TEBAS:

sí! qué gire! que nunca deje de girar!
Abrazo!
___________________________________

ANÓNIMO:

Bueno... entiendo por la vehemencia de tus expresiones que no te ha gustado la "bagatela" que he escrito. En fin, eres libre de no seguir leyendo estas malas letras.
Un saludo.

Nacho Hevia dijo...

DÉRIC:

bo, graàcies a aixó m'he enrecordat d'aquest.. hehehe
;)

Pará Adumá dijo...

Nacho:
Pienso que todo es ilusión y me pregunto cuándo nos quitáremos el velo, cuándo seremos conscientes que vivimos en un sueño y que estamos dormidos.
Abrazo, y sigue adelante.

Nacho Hevia dijo...

PARÁ ADUMÁ:

ya lo dijo Calderón...
Beso!

Maria Eugenia Olavarria. dijo...

Excelente post! Saludos.